La moda de los superalimentos

Los alimentos que se ganan el prefijo super- suelen hacerlo por atesorar (teóricamente) grandes propiedades para nuestra salud generando una tendencia a tomar estos productos que se hace más fuerte cuando la difunden los famosos. La quinoa fue de las primeras en ser considerada superalimento y tras su éxito, nuevos y exóticos productos empezaron a hacerse hueco entre las estanterías de muchas casas, bien por salud o bien por curiosidad. Preocuparse por el combustible que le damos al cuerpo es tendencia, muchas veces son las famosas las los ponen de moda, como es el caso de la hierba de trigo por sus efectos adelgazantes. Pero, ¿qué hay realmente detrás de estos productos?

Selección de "superalimentos" más conocidos

Selección de “superalimentos” más conocidos | ©Raquel Otero

La denominación de “superalimento” nos hace pensar que tenemos ante nosotros la clave de la eterna salud. Es por ello que Ana Laura Fariña, nutricionista, prefiere hablar de estilo de vida saludable “donde tienen cabida multitud de alimentos como frutas, verduras, frutos secos, etc”. Una alimentación saludable se podría considerar como la medicina natural preventiva. La OMS advierte que reduciendo el consumo de grasas saturadas, azúcar, sal y aumentando la ingesta de frutas y hortalizas se podría reducir el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares, la diabetes, la obesidad y el cáncer.

No es necesario dejarse grandes sumas de dinero en estos alimentos exóticos para recibir un buen aporte de nutrientes

Si bien es cierto que los superalimentos no son fundamentales para llevar un estilo de vida saludable están incluidos en la grupo de productos aptos en una alimentación saludable pero no aportan nutrientes imposibles de conseguir con alimentos convencionales A las semillas, por ejemplo, se le atribuye una gran concentración de omega-3 que también lo aporta el salmón, con otra particularidad: la cantidad. ¿Cuantas semillas tendrías que tomarte para igualar la cantidad de omega-3 de ración normal de salmón que serían unos 200gr?” comenta Ana Laura Fariña.

No es necesario dejarse grandes sumas de dinero en estos alimentos exóticos para recibir un buen aporte de nutrientes. Desde la tienda ecológica compostelana Eira Ecocentro afirman que “cualquier alimento fresco, de temporada, de cultivo ecológico y local aporta gran cantidad de nutrientes por lo que se puede considerar un gran alimento por su alto contenido en vitaminas, minerales, ácidos grasos, betacarotenos, antioxidantes. Son buenos ejemplos el brócoli, el ajo, la cebolla, el aguacate o las semillas de lino”.

Los aguacates son considerados "superalimentos" por su aporte en vitaminas y grasas saludables

Los aguacates son considerados “superalimentos” por su aporte en vitaminas y grasas saludables| ©Raquel Otero

Existen indicios sobre que la exposición a los pesticidas y el incremento del riesgo a padecer algunos tipos de cáncer como el de próstata o el de mama, sin embargo no hay suficientes evidencias científicas. Lo que sí es cierto es que la forma de producción de los alimentos de agricultura ecológica afecta a la calidad del producto. Desde el herbolario Laurel de Santiago de Compostela afirman que “hoy en día las frutas y verduras se recogen cuando todavía están verdes y se llevan a cámaras. Al no madurar de forma natural y al sol, muchas vitaminas se reducen y el producto pierde propiedades. También interfiere en su sabor al igual que suele ocurrir en los huertos de autoconsumo. Algo bien sabido por todos es que, por lo general, las frutas y verduras de casa tienen un sabor mejor y mucho más intenso.

“Por su alto contenido en proteína cada vez se venden más semillas de cáñamo para deportistas. Es una alternativa a la proteína artificial

En ciertas ocasiones, los superalimentos podrían ser un plus en la prevención de carencias o infecciones. Los complementos alimenticios a base de arándano rojo americano impiden que las bacterias se adhieran a las paredes de la vejiga reduciendo el riesgo a contraer la molesta cistitis. O el consumo reiterado de alimentos como la chlorela, por su alto contenido en hierro, podría evitar la anemia. Desde la tienda ecológica ABC de Bio de Vigo comentan que “por su alto contenido en proteína cada vez se venden más semillas de cáñamo para deportistas. Es una alternativa a la proteína artificial”.

Complemento alimenticio a base de arándano rojo americano, “superalimento” que previene la cistitis| ©Raquel Otero

Entre los productos que más venden en la ciudad compostelana, según Eira Ecocentro y el herbolario Laurel, están las semillas de chia y cáñamo, la moringa, la aronia, el reishi, la hierba de trigo y la cebada. También las algas como la chlorella y la espirulina y bayas o frutos como las de goji, açai, maca. A la hora de comprar este tipo de alimentos, hay que fijarse en cuales son nuestras necesidades y no dejarse llevar por la última moda entre las celébrities. No se trata llenar nuestra despensa de superalimentos y hacer a base de ellos la nueva “dieta milagro”. Para comer saludable no es necesario comprar alimentos exóticos pero sí invertir en productos frescos y de calidad. De nada sirve tomar una de ensalada de aguacate, quinoa y semillas si de postre comemos un paquete de galletas Príncipe mientras nos tumbamos en el sofá toda la tarde viendo la última temporada de Juego de Tronos. Los superalimentos quizás equilibren nuestra mala conciencia, pero no equilibran nuestra salud.

Las semillas son de los "superalimentos" más vendidos| ©Raquel Otero

Las semillas son de los “superalimentos” más vendidos| ©Raquel Otero

 Fotografías realizadas en la tienda ecológica ABC de Bio (Vigo).